Si bien los supresores del apetito pueden ayudar a algunas personas a hacer dieta para adelgazar, es posible que no funcionen para todos. Hay muchas razones por las que comemos demasiado, y el hambre es solo una de ellas. Los supresores del apetito no se centran en la alimentación emocional, la alimentación sin sentido o el comportamiento sedentario, que también está asociado comúnmente con el sobrepeso y la obesidad.


En el caso de los inhibidores del apetito, la nutricionista explica que básicamente se trata de suplementos que por medio de fibras producen una sensación de saciedad. "Es como si una persona comiera mucha lechuga antes de almorzar, entonces tiene una capacidad gástrica un poco más reducida", grafica. Desde ese punto de vista -agrega- ese tipo de productos ayudaría a las personas que requieren un gran volumen de comida.


Atención: Dietaproteica10 es un blog de carácter informativo, de temas relacionados con salud, nutrición y bienestar, nunca debe de ser utilizado como sustituto al diagnóstico médico o tratamiento sin antes consultar a un médico colegiado.Los suplementos alimenticios aquí mencionados no deben utilizarse como alternativos a una dieta equilibrada variada, y un estilo de vida saludable.
Elige batidos de proteínas o bebidas que remplacen tu comida. Evita los batidos dietéticos y opta por las bebidas reemplazantes, ya que estas bebidas contienen más vitaminas, minerales y nutrientes sin ingredientes artificiales. Pueden proveerte una comida completamente nutritiva para tu cuerpo y venir en una variedad de sabores como frutilla, vainilla y chocolate.
El té que más recomiendo en caso de querer bajar de peso es el té rojo. Es un magnífico quema grasas, que acelera el metabolismo y se considera un excelente desintoxicante. Mejora el sistema inmune y reduce los niveles de colesterol y triglicéridos. Además, mejora la digestión gracias a la secreción de ácidos gástricos que aceleran la metabolización de los alimentos que ingerimos.
Si tienes diabetes, habla con tu médico, dietista o educador en diabetes. Una dieta líquida absoluta debe consistir en líquidos transparentes que brinden unos 200 gramos de carbohidratos distribuidos en cantidades iguales durante todo el día para ayudar a controlar el azúcar en sangre (glucosa en sangre). Se deben controlar los niveles de azúcar en sangre y se debe realizar la transición a alimentos sólidos lo más rápido posible.
×