Hasta la actualidad, las pastillas que se comercializaban (legalmente) para perder peso eran aceite de serpiente. Vamos, cuentos chinos que prometían milagros y no surtían ningún efecto. Muchas clases de termogénicos prometen quemar la grasa de tu cuerpo a mayor velocidad, acelerar tu metabolismo y suprimirte el apetito. Tampoco se ha conseguido demostrar que ninguno sea verdaderamente eficaz. Incluso, en su gran mayoría, suelen acarrear efectos secundarios tan preocupantes como problemas de corazón como consecuencia del alto consumo de estimulantes contenidos en estos productos.
Aunque no existe ninguna dieta milagrosa que te haga bajar de peso de un día para otro, hay formas muy sencillas y planes alimenticios que te ayudarán a bajar esos kilos de más y mantenerte más saludable en menos tiempo de lo esperado sin tener que sufrir. La clave está en una selección correcta de los alimentos para tu dieta diaria. Para ello debemos priorizar unos alimentos frente a otros y seguir al pie de la letra las pautas de un menú especifico, que sea moderada, variada y muy equilibrada.
La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997-2018 A.D.A.M., Inc. La duplicación para uso comercial debe ser autorizada por escrito por ADAM Health Solutions.
×